fbpx
Destacadas
estructura paneles solares - Mygreenhouse

Estructura de los paneles solares: ¿Por qué son importantes?

Publicado el 

Categoría: Destacadas - Instalación fotovoltaica
Índice de contenidos

La estructura de los paneles solares es una de las grandes cuestiones que, las empresas especializadas como MyGreenHouse, analizamos para conseguir que nuestras instalaciones fotovoltaicas domésticas sean eficientes. 

Las más importantes son la orientación de las placas solares y la ubicación geográfica de la vivienda, la potencia de las placas o los obstáculos que podrían proyectar sombreados sobre los módulos fotovoltaicos, pero también debemos pensar en cuál es la mejor estructura de los paneles solares.

¿Qué es la estructura de los paneles solares?

Las estructuras de los paneles solares son unos soportes que permiten sujetar o fijar las placas al tejado, al suelo o a la fachada. 

Se trata de un elemento esencial para conseguir el máximo aprovechamiento de la radiación solar, ya que determinan la orientación del panel solar respecto al suelo.

De hecho, si las estructuras no se ubican correctamente, los cálculos para dimensionar y calcular el rendimiento de la instalación no serán válidos, y su producción de energía se verá reducida.

Tipos de estructuras para paneles solares 

tipos de estructuras de paneles solares - mygreenhouse

Hoy en día, existen soportes de placas solares para los diferentes escenarios posibles.

  • Estructuras para paneles solares fijas o móviles 

Las placas fotovoltaicas requieren diseños estructurales firmes para resistir las rachas de viento, la lluvia o la nieve.  

Las estructuras para paneles solares fijas proporcionan a los módulos fotovoltaicos una inclinación estable según la latitud de cada zona geográfica. Estos soportes son sencillos, asequibles económicamente, seguros y no requieren mantenimiento.  

Respecto a las estructuras móviles, incorporan uno o varios ejes que pueden moverse dirigiendo los módulos en dirección al sol. El «inconveniente» de estas estructuras es que su mecánica es más compleja, por lo que son más caras, más difíciles de instalar y requieren más mantenimiento.

  • Estructuras para paneles solares según su forma 

Existen distintas estructuras de paneles solares según su forma.

Por ejemplo, las estructuras tipo B y H se sitúan en columnas, de manera que los paneles quedan suspendidos en el aire; respecto a las estructuras en manera de V, son aquellas que se sitúan sobre el suelo o en terrazas planas; las estructuras tipo A se utilizan para paneles grandes, con potencia entre 280 y 325 W, que se ponen sobre suelo; por último, en las estructuras tipo S, el panel se apoya sobre una estructura colocada previamente con una determinada orientación con el suelo.

  • Estructuras para paneles solares según su material 

Las estructuras para paneles solares más habituales se fabrican con aluminio, un material ligero que puede ponerse en todas las superficies. 

Algunas de las estructuras para paneles solares de aluminio están reforzadas. Esto quiere decir que disponen de triángulos de aluminio completos y ángulos cruzados entre dichos triángulos para ofrecer más rigidez.

Otro de los materiales comunes para fabricar este tipo de estructuras es el acero galvanizado en caliente. En este caso, los tornillos y demás piezas se fabrican de acero inoxidable y galvanizado, de manera que todas las estructuras resisten perfectamente las condiciones climatológicas extremas.

Aunque menos usuales, también encontramos estructuras para paneles solares de hormigón. Este tipo de soportes son muy resistentes a los cambios climáticos externos, aunque únicamente están indicados para suelos o tejados planos. 

¿Qué estructura para paneles solares me interesa?

Los principales condicionantes climáticos para elegir un tipo de estructura para los paneles solares son el viento (con unas buenas fijaciones podemos reducir el impacto de las fuertes rachas de viento) y la lluvia (las estructuras fabricadas con materiales inoxidables evitan los efectos negativos de la humedad). 

También debe valorarse dónde se van a colocar los paneles, ya que esto puede implicar el uso de estructuras que soporten más o menos peso. 

Para terminar, en las cubiertas planas pueden utilizarse estructuras de hormigón y de soporte de aluminio, tanto reforzadas o como no reforzadas. 

¿Y qué ocurre en los tejados inclinados?

En los tejados que ya tienen una inclinación razonable, los paneles se instalan directamente sobre la cubierta utilizando unas “estructuras coplanares” con unas guías donde se instalan los paneles solares. Después, a estas guías se les instala un sistema de anclaje a la cubierta.  

Las estructuras coplanares para tejados de teja se ubican sobre tejas árabes o tejas de media caña. En este caso, se desmontan las tejas y, una vez la estructura está sujeta al forjado, se vuelven a colocar. En estos casos, también se coloca un salva tejas para evitar filtraciones de agua. 

Respecto a las estructuras coplanares para tejados inclinados con varilla roscada, están diseñadas para ubicarse en tejados de hormigón o teja doble o mixta en los que desmontar una teja concreta podría provocar daños en las tejas colindantes. El sistema de montaje se realiza taladrando la teja en la parte superior, instalando la varilla roscada con un taco químico y sellando la estructura con arandelas de neopreno. Esta junta de goma previene que el agua se introduzca por el agujero de la teja.

¿Necesitas más información? 

Poner paneles solares es una decisión importante, que nos aportará muchos beneficios en el futuro. Conviene asesorarse por expertos que nos ayuden a diseñar la instalación más adecuada para nuestra vivienda según su orientación, su ubicación geográfica o el espacio que tengamos disponible en el tejado o la cubierta. ¡Llámanos y solicítanos tu estudio gratuito! 

Solicita tu

estudio fotovoltaico online

y benefíciate de descuentos exclusivos

más artículos

Otros
artículos

¿Sabes cómo se mide la eficiencia de los paneles solares y qué es la clasificación Tier One?
Las placas solares son una de las mejores alternativas para implementar las energías renovables en el ámbito doméstico y empresarial. De hecho, hoy en día es bastante habitual ver instalaciones fotovoltaicas en zonas rurales, como parte de explotaciones agrícolas y ganaderas. También en edificios públicos, naves industriales, fincas aisladas o chalets y casas unifamiliares. Pero, ¿qué ocurre en los bloques de pisos? ¿Cuáles son las opciones en estos casos? ¿Es posible instalar placas solares en un tejado comunitario?
Los inversores son imprescindibles en cualquier instalación de energía solar fotovoltaica. De hecho, podríamos definirlos como el auténtico “cerebro del sistema”.
El tiempo de amortización de las placas solares es uno de los temas que más preocupa a quienes deciden apostar por este sistema de autoconsumo energético. 
La estructura de los paneles solares es una de las grandes cuestiones que, las empresas especializadas como MyGreenHouse, analizamos para conseguir que nuestras instalaciones fotovoltaicas domésticas sean eficientes. 
El autoconsumo ha llegado para quedarse. En términos de energía, con este concepto nos referimos a la producción individual de electricidad, para consumo tanto doméstico como en empresas, gracias a sistemas como las placas fotovoltaicas, que, colocadas en tejados y cubiertas, permiten transformar la energía del sol en electricidad. 

suscríbete

Infórmate

Suscríbete y mantente al día sobre las tendencias del sector, las últimas ofertas y todos los consejos de la mano de expertos.

Toda la información y novedades sobre la energía solar en nuestra newsletter